Por las calles

POR EL BARRIO DE PALERMO (VI)

Written by

Barrio de Palermo, específicamente, el sector conocido como Palermo Soho, así llamado en función de la evocación a una zona de la ciudad de Nueva York con características similares en cuanto a la concentración comercial. Para llegar tomo el colectivo 55 desde Barrancas de Belgrano. Esta es una de las líneas de Buenos Aires que -junto con la 12 y la 39- mantuvo inalterable en el tiempo tanto su número como sus colores.

Durante el recorrido, me llamó la atención el hecho de que para doblar hacia la derecha en Santa Fe y Thames, el conductor haya dado toda la vuelta alrededor de la Calzada Circular de Plaza Italia, algo que podría evitarse si se instalara un semáforo de giro, similar al que se encuentra en Cabildo y José Hernández, para doblar hacia la derecha desde el carril del Metrobús.

vereda_tango

Mientras el colectivo circula por Thames, paso (a la altura del 2331) frente a la imponente Torre Soul Soho. De inmediato me sorprende el cambio de recorrido del 55, que ahora dobla a la derecha para continuar su recorrido por Darragueira y después Uriarte, pasando -antes de cruzar Soler- junto a la pequeña plazoleta de cemento llamada “William Morris”. Al llegar a Thames y Honduras desciendo del vehículo y me encuentro con el Club Eros, fundado en 1941. Sobre sus fachadas se pueden apreciar imágenes alusivas al fútbol, y otras recordando a Diego Armando Maradona. Sobre Honduras hay un acceso al club desde el cual conseguí observar un partido de fútbol infantil que se estaba disputando en la cancha de baldosas de la entidad barrial.

carteles_America_Central

Media cuadra más adelante, arribo a la intersección con Jorge Luis Borges. Allí está la Plaza Julio Cortázar, popularmente conocida como Plaza Serrano. Posee una placa que recuerda al ilustre escritor argentino, destacándose en el lugar, la presencia de varios locales dedicados a la venta de ropa. Además, es éste un importante polo gastronómico. En el momento en el cual pasé por aquí se estaban armando los puestos de la feria callejera que funciona allí  varios días a la semana.

Continúo caminando por Honduras hasta su esquina de Armenia, calle por la cual doblo a la derecha. A dos cuadras de distancia, entre Cabrera y Niceto Vega, hay distintas instituciones representativas de la colectividad armenia. Las principales son la Asociación Cultural Armenia, la Unión General Armenia de Beneficencia y el Instituto Educativo y la iglesia “San Gregorio El Iluminador”.

La pared de la Asociación Cultural Armenia tiene una placa de homenaje al Dr. Raúl Alfonsín, recordándolo por haber sido el primer presidente latinoamericano en reconocer, en 1987, el Genocidio Armenio de 1915. También funciona en el lugar la Academia de Baile “La Viruta Tango”. Esta vereda ha sido denominada la “Vereda del Tango”. Se homenajea aquí a los bailarines Mayoral y Elsa María, ambos, ciudadanos ilustres de la Ciudad de Buenos Aires.

Desde este punto retomo mi camino por Armenia en sentido opuesto, pasando, antes de llegar a Honduras, frente a un pintoresco cartel donde figuran las distancias hasta distintos lugares de dos países de América Central, Costa Rica y Nicaragua, que también están representados a través de dos arterias que atraviesan Palermo. A posteriori, en la esquina de Armenia y Costa Rica, me asombran la presencia del antiguo empedrado y una estación de bicicletas llamada Plaza Palermo Viejo. El nombre actual de la plaza que allí comienza es “Inmigrantes de Armenia”.

Continuará…

Andrés Rosen

About the author

Leave a Comment